Las cuatro nobles verdades del Budismo

single-image

Aunque el budismo no tiene en sí un texto sagrado como pudiera ser la Biblia para el Cristianismo o el Corán para el Islam, sí que se rige por unas enseñanzas o dharma en sánscrito que tienen como objetivo marcar un sendero hacia el nirvana o iluminación. Algunas de estas enseñanzas también se conocen como las cuatro nobles verdades del Budismo y en este artículo te contamos cuáles son y en qué consisten:

Las cuatro nobles verdades

1.Dukkha

Durante el tiempo que Siddhartha Gautama, nombre de nacimiento de Buda, pasó en su búsqueda de la verdad, éste llegó a una conclusión: El dolor es inevitable.

El sufrimiento llega a los seres humanos de distintas formas. Sin embargo, Gautam Buda destacó tres motivos principales como causantes del sufrimiento: la vejez, la enfermedad y la muerte. También existen otros tipos de dolor y sufrimiento psicológicos como pudieran ser la ansiedad, el enfado, la soledad o el miedo.

Por lo tanto, la primera de las cuatro nobles verdades del Budismo es dukkha, el reconocimiento de que la vida es sufrimiento.

2.Samudāya

Una vez explicada esta primera noble verdad, Siddhartha Gautama procedió a explicar cuál es el origen del sufrimiento.

Buda dedicó su vida y las enseñanzas que fue impartiendo a explicar este origen, que no es otro que el apego.

Los seres humanos sufrimos porque tenemos deseos (o tanhā en pali) y anhelos. Estos deseos toman posteriormente vida de forma negativa. Aunque en el budismo también se reconoce que hay deseos positivos como el deseo de querer alcanzar el nirvana o iluminación.

Sin embargo, la mayoría de los deseos conducen al sufrimiento. Estos deseos, anhelos, tienen su origen en el apego y de esto precisamente hablaremos en la tercera noble verdad del budismo.

iniciacion al budismo
Monjes budistas en Camboya. Crédito: Pixabay.com

3.Nirodha

Buda comprendió que todo este sufrimiento y deseo pueden cesar. Para ello, es imprescindible aprender a liberarse del apego. Es necesario alejarse de todo deseo y anhelo, ya que como hemos mencionado, son el origen del sufrimiento.

La tercera de las cuatro nobles verdades del budismo hace hincapié en abandonar todo deseo por las cosas materiales, emociones y sensaciones. Solo así podrá uno a vivir realmente siendo feliz y libre.

Pero, ¿cómo se puede llegar a este estado de desapego y, por consiguiente, felicidad?

4.Magga

Es aquí donde Buda habla de la cuarta noble verdad conocida como Magga. Gautam Buda estableció lo que dentro del Budismo se conoce como el noble óctuple sendero o un camino para llegar a la cesación del sufrimiento y, por consiguiente, llegar al nirvana o iluminación.

Este recorrido se fundamenta en tres pilares principales que definen la práctica budista: Sabiduría, Conducta ética y Entrenamiento de la mente.

Estos tres pilares incluyen dentro el sendero que cada uno debe recorrer hasta llegar al nirvana: visión/entendimiento correcto, pensamiento correcto, discurso correcto, acción correcta, medio de vida correcto, esfuerzo correcto, atención correcta y concentración correcta.

El monje budista Thich Nhat Hanh lo explica más detenidamente en su libro sobre el budismo El corazón de las enseñanzas de Buda.

cuatro nobles verdades del budismo
Templo budista en Tailandia

¿Cómo llegó Buda a estas verdades?

El término Buda significa “iluminado” en sánscrito. Aunque Siddhartha Gautama es conocido comúnmente como Buda, existen más seres iluminados que llegaron antes que él y después que él. Gautam Buda es, según el budismo, el 28º que alcanzó esta verdad.

Siddhartha Gautama nació en el seno de una familia noble en la localidad de Lumbini, actual Nepal. Aunque su fecha de nacimiento exacta es incierta, se estima que nació entre los años 558-491 adC.

El haber nacido siendo príncipe y debido a la protección de su padre, que no quería que su hijo viese el sufrimiento en la pobreza del mundo, Gautam Buda creció aislado de la realidad que lo rodeaba.

No fue hasta que cumplió 29 años y vio por primera vez a un enfermo que se percató del sufrimiento que había en el mundo. Decidió dejar sus comodidades de palacio y salió en busca de la verdad. A lo largo de los próximos años, Gautam Buda conoció a muchas personas espirituales que lo llevaron en la dirección al nirvana.

Tras seis años de búsqueda, en un lugar conocido como Bodhgaya (India) Siddhartha Gautama decidió sentarse bajo un árbol para meditar hasta llegar a la iluminación. Fue así como, una semana antes de su 35 cumpleaños, Buda encontró su verdad y a raíz de este hecho estableció las cuatro nobles verdades del Budismo.

Leave a Comment

Your email address will not be published.